Se esperaba que fueran las dos grandes figuras en el inicio de la gimnasia masculina, en el Polideportivo del Estadio Nacional. Y cumplieron. El argentino Federico Molinari y el chileno Tomás González se llevaron los aplausos del público que llegó masivamente al lugar y aseguraron su lugar en las jornadas de finales por aparatos.

“Nos sentimos muy animados con toda la gente que nos vino a apoyar, estamos súper agradecidos, sabíamos que era difícil competir con Argentina (superó a Chile por equipos), principalmente porque anillas y barra fija que son los aparatos débiles que tenemos yo no pude competir por mi lesión”, afirmó el doble finalista olímpico en suelo y salto, Tomás González.

Sobre su desempeño personal, indicó que “estoy muy bien para las finales, logré 15.500 en suelo, que es un muy buen puntaje, y en salto presenté el salto más difícil que tengo, que es el doble carpado y tuve una caída, pero así y todo promedié bien, así que la final me voy a desquitar con salto y creo que también en paralelas clasifico con el 14.800. Muy contento en lo personal y esperar las finales. Esperamos tener el mismo apoyo de todos los chilenos acá el lunes y martes”.

Por su parte, el medallista olímpico Federico Molinari, reconoció que “estamos muy contentos porque pudimos terminar arriba de Chile, que era un rival muy fuerte, nos habían vencido en el Sudamericano de diciembre, así que ese era el objetivo y lo pudimos lograr, ahora a esperar quedan Colombia y Brasil, ellos son mejores que nosotros y son potencias a nivel mundiales. Esperemos a ver en qué lugar terminamos, ya sabemos que tenemos asegurada la medalla de bronce, pero como digo ellos son mejores que nosotros, lo normal sería que terminemos en el tercer puesto y estamos muy contentos por eso”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here