• El Rector de la Universidad de Santiago de Chile afirma que el Gobierno no ha sido claro en este tema y que un incremento de la matrícula debe incluir una importante inyección de recursos fiscales, considerando que estos planteles solo cuentan con un 15% del total de estudiantes de la educación superior a nivel nacional. “Necesitamos dinero y tiempo para realizar las inversiones, con la calidad que corresponde. Sin respaldo, no podremos implementar esta demanda”, advierte la autoridad. 
  • Asimismo, manifiesta su satisfacción por la aprobación de la idea de legislar el proyecto de ley que busca el fortalecimiento de las universidades estatales. “Hemos triunfado y seguiremos adelante con esta iniciativa”, asegura el Rector Zolezzi.
Weitzler
Guillermo Morales

Luego de la votación de este martes en la Comisión de Educación de la Cámara de Diputados, donde se aprobó la idea de legislar en general el proyecto de ley de fortalecimiento de las Universidades del Estado, el Rector de la Universidad de Santiago de Chile, Dr. Juan Manuel Zolezzi Cid, manifestó su conformidad con este primer paso legislativo. “Hemos triunfado y seguiremos adelante con este proyecto por el fortalecimiento de la educación pública en Chile”, aseguró.

Cementerio Parque Esperanza

 

En representación de los 18 planteles que integran el Consorcio de Universidades del Estado de Chile (Cuech), el Rector Zolezzi, junto con expresar su agradecimiento por el apoyo entregado por los parlamentarios durante la sesión de este martes, cuestionó que “hay algunos que jugaron a la revolución, mientras que otros hemos buscado seguir adelante y continuar con las condiciones que estableció el Ministerio de Educación, tanto dirigentes, estudiantes como rectores”.

 

Sin embargo, planteó su preocupación por la escasa claridad que existe todavía respecto de la posibilidad de aumentar la matrícula de los planteles estatales, considerando que estas instituciones solo cuentan con un 15% del total de estudiantes de la educación superior a nivel nacional.

 

“El Gobierno no ha sido claro en este tema. Un incremento de la matrícula debe considerar también una importante inyección de recursos, que permita establecer nuevas condiciones de infraestructura y laboratorios para atender a los estudiantes”, advirtió.

 

En ese sentido, aseguró que “necesitamos dinero y tiempo para realizar las inversiones, con la calidad que corresponde. No es un proceso tan simple. Sin respaldo, no podremos implementar esta demanda”, sentenció.

 

Cabe recordar que el proyecto se encuentra en primer trámite constitucional y el Gobierno lo calificó con suma urgencia, es decir, un plazo de quince días para el total despacho de la iniciativa por parte de la Cámara de Diputados, para luego iniciar su discusión en el Senado.

 

Guillermo Morales

DEJA UNA RESPUESTA