El ex cadete Miguel Maldonado demandó al Ejército y al Fisco de Chile por $1.500 millones, debido a una posible negligencia médica producto de la extirpación de sus testículos, hecho que lo obligó a ser apartado de la institución.

Según indicó Maldonado, su baja se habría producido a consecuencia  de un cáncer que afectaba a uno de sus testículos, el cual fue tratado en el Hospital Militar, lugar en el cual se le realizó  una intervención quirúrgica donde se determinó la extirpación de ambos testículos sin el consentimiento del paciente ni de su familia. El afectado acusa también al organismo castrense de  haberle negado la posibilidad de acudir a otros centros asistenciales para tratar el mal que lo aquejaba.

 

De acuerdo a lo indicado por su defensa, el abogado Francisco Lecaros, director del estudio jurídico que lleva la causa, este suceso “sería una muestra del autoritarismo y los procesos que al interior de las instituciones van contra los derechos esenciales del ser humano”.

Además, agregó que se demandó al Ejército, representado por el Fisco de Chile, por los perjuicios y beneficios que el demandante perdió producto de una baja ilegal, agregando que con esto “se le impidió el derecho a poder desarrollar su vocación”.

 

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here