(EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, urgió hoy a los republicanos a “reabrir” la Administración federal, parte de cuyas actividades están paralizadas desde hoy por falta de fondos, y alertó de que cuanto más dure ese cierre, “peores” serán sus efectos.

Obama denunció, en una comparecencia de la Casa Blanca, que “una facción” de los republicanos, su ala más conservadora, ha obligado a suspender las actividades de la Administración “solo porque no les gusta una ley”, en referencia a la reforma sanitaria promulgada en 2010 y que hoy volvió a defender con vehemencia.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here