(Reuters).- Las monedas de América Latina seguirían bajo presión durante los próximos 12 meses hasta que la Reserva Federal de Estados Unidos finalmente inicie la reducción de su programa de estímulo económico, mostró el jueves un sondeo de Reuters.

La encuesta a más de 60 firmas de investigación de todo el mundo mostró que las previsiones a 12 meses para el real brasileño y para el peso mexicano, las monedas más negociadas en la región, se mantuvieron en estables en comparación con los pronósticos de hace un mes, pese a la decisión de la Fed de postergar el retiro gradual de su programa de compra de activos.

Para las monedas de Chile y de Colombia esperan una mayor debilidad desde sus niveles actuales. En tanto que el sol peruano es improbable que borre sus recientes pérdidas mientras los inversores se preparan para una reducción de los flujos de capital hacia mercados emergentes.

“Aun cuando Estados Unidos no ha empezado a reducir la liquidez todavía, eso terminará por ocurrir. Tarde o temprano”, dijo Nathan Pincheira, economista de Banchile Inversiones en Santiago.

“Por eso no hemos cambiado nuestras estimaciones para los tipos de cambio en el mediano a largo plazo”, añadió.

Cuando la Fed explicó porque decidió no reducir por ahora su programa de compras por 85.000 millones de dólares en activos al mes, mencionó las tensiones en la economía estadounidense, provocadas por una política fiscal estricta y por tasas hipotecarias más altas.

El banco central probablemente no empiece a retirar el estímulo sino hasta diciembre, según la mayoría de los economistas.

 

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here