Un total de US$27 millones para la investigación en proyectos de energía marina destinará a contar del próximo año el Ministerio de Energía, con el fin de analizar las posibilidades de esta fuente alternativa de generación en un horizonte que se estima entre diez y 15 años.

El enorme potencial que tiene Chile respecto de esta forma de generación fue destacado en forma unánime por los expositores y participantes en el Congreso de Energías que se realizó en el marco de Expo AmbientAL 2013 entre el 16 y 18 de octubre, como parte de la Semana Latinoamericana del Medio Ambiente en Espacio Riesco en Santiago (Región Metropolitana), bajo la organización de FISA, el Ministerio del Medio Ambiente (MMA), la Asociación de Empresas y Profesionales para el Medio Ambiente (AEPA) y la Feria de Madrid (Ifema)

La política gubernamental para el desarrollo de este tipo de energías fue expuesta en el congreso de Expo AmbientAL 2013 por el representante de la División de Energías Renovables No Convencionales del MMA, José Miguel Arriaza, quien destacó que una de las iniciativas más importantes consiste en un fondo de US$13 millones destinado a crear un centro internacional de investigación de tecnología marina en Chile, para formar profesionales especializados en este tema y darle una perspectiva de largo plazo a la investigación de energías marinas en el país.

Arriaza detalló que además hay en carpeta con dos proyectos pilotos de energía marina que se van a licitar el próximo año. Uno de ellos de energía de corrientes mareomotriz, al que se destinarán US$9 millones para su financiamiento, más US$5 millones para un proyecto de energía de olas, undimotriz.

“Estamos hablando de más de US$27 millones para energía marina, lo cual es un hito importante para una energía nueva donde Chile tiene un gran potencial”, comentó Arraiza. No obstante, advirtió que su desarrollo va a depender mucho de cómo evolucionen los costos de esta forma de generación.

“El mercado chileno de la energía es un mercado privado donde las decisiones de inversión se toman en relación a los costos de la tecnología. Por ello, en la medida que ésta no sea competitiva, no va a ingresar en forma masiva al mercado eléctrico, aunque sí pueden ser competitivas en zonas aisladas, como Melinka (Región de Aysén), donde el costo de generación con diésel es bastante alto y se puede hacer un mix con energía marina”, explicó.

 “La capacidad de generación es de 20 a 25 veces el consumo chileno actual, pero las posibilidades de materialización disminuyen debido a una serie de factores, como el económico o las restricciones de uso de ciertas zonas de la costa”, agregó Arraiza.

En tanto, el representante de la empresa escocesa Aquaterra, Tom Wills, hizo ver que las olas constituyen el recurso más importante entre las energías renovables debido a que son constantes y predecibles, con una capacidad de generación de entre 20 y 22 KW por metro de ola en el sur de Chile, y podrían reemplazar a la generación por diésel hacia 2020, por lo cual declaró que  “tenemos el convencimiento de que las energías marinas forman parte del futuro de Chile”.

Fuente: Aqua

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here