(Reuters).- La Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ), que supervisa la destrucción del arsenal de Siria, ganó este viernes el Premio Nobel de la paz, dijo el comité que concede el galardón.

Los expertos del organismo global de control de armas químicas con sede en La Haya, con el apoyo de las Naciones Unidas, tienen como objetivo ayudar a destruir las instalaciones de producción de armas químicas de Siria tras el ataque con gas sarín en un barrio de Damasco en agosto, donde murieron 1.400 personas.

El premio de 1,25 millones de dólares será entregado en Oslo el 10 de diciembre, aniversario de la muerte del industrial sueco Alfred Nobel, que fundó los premios en su testamento de 1895.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here