La Corte de Apelaciones de Talca acogió a trámite un recurso de protección entablado por un grupo de padres y apoderados contra el programa de vacunación masiva contra el papiloma humano y dio lugar a una “orden de no innovar”. Ello significa que el máximo tribunal regional paralizó la iniciativa.

Según el diario “El Centro”, la resolución será notificada en las próximas horas vía oficio por correo certificado a la Seremi de Salud del Maule, Valeria Ortiz. En la misma notificación, la Justicia agrega que el Minsal remita un informe de réplica con un plazo límite de ocho días.

La acción legal fue entablada por Carmen Luisa Naranjo, técnico en enfermería, junto a otras 15 mujeres, muchas de ellas profesionales de distintas áreas de áreas de la salud y educación, así como dueñas de casa, todas patrocinadas por el abogado Fernando Leal, candidato a alcalde independiente por Talca.

No se trata de un caso aislado de judicialización ante la obligatoriedad de la vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (VPH). Se presentaron otras siete acciones legales similares, pero sólo tres han sido acogidas a trámite.

La vacunación contra VPH se efectúa a todas las niñas de cuarto (primera dosis), quinto (segunda dosis) y séptimo básico (primera dosis). Como esta vacuna ahora forma parte del Plan Nacional de Inmunizaciones, su colocación es obligatoria para las niñas de esa edad, en establecimientos educacionales públicos y privados.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here