La cooperativa láctea neozelandesa Fonterra, la mayor exportadora mundial del sector, mantiene su previsión de pago récord a los productores para la actual estación productiva y volvió a asegurar que los márgenes de la compañía se verán afectados por los precios volátiles de los lácteos. En este contexto, la empresa anunció que pagará US$ 7,04 por kilo de sólidos a sus tamberos, que equivalen a US$ 0,58 por litro de leche para la estación 2013/14.

“El precio extremo o mix de productos y la volatilidad de los precios tendrán un impacto negativo en los márgenes de Fonterra en el año financiero 2014”, dijo el director ejecutivo de la cooperativa, Theo Spierings; aseguró a su vez que resulta difícil prever cuándo esa volatilidad se revertirá, según publicó MilkPoint.

La empresa se vio envuelta en un episodio de contaminación alimentaria -en agosto de 2013-, cuando anunció que había encontrado una bacteria potencialmente peligrosa en sus productos, básicamente fórmulas infantiles enviadas a China. Tiempo después, un test hecho por el gobierno neozelandés mostró que el descubrimiento no era tal como se creía y se había anunciado en un comienzo.
El episodio no afectó ni las ventas de leche del país, ni la de otros proveedores del producto en el mercado chino, pero generó una mayor preocupación que impulsó el afianzamiento de China en el camino del autoabastecimiento. Sin embargo, su mercado es tan grande que no pareciera ser viable el proyecto de proveerse a sí mismo de lácteos, al menos en los próximos años.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here