El Comité de Edificios Altos y Hábitat Urbano confirmó que Nueva York es la ciudad número uno de Estados Unidos, al menos en cuanto a tener la torre más alta se refiere.

“La Gran Manzana” recupera el título como sede del edificio más alto del país, perdido en 1974 en detrimento de Chicago y su torre Sears, cuyo nombre oficial actual es Torre Willis. El comité de expertos indicó que el nuevo edificio del Centro Financiero Mundial, el “One World Trade Center”, construido en el mismo sitio donde estaban sus antecesores destruidos el 11 de septiembre de 2001, es más alto que la torre de Chicago.

El Comité llegó al consenso de que el nuevo edificio en Nueva York mide 1.776 pies, o 541,3 metros, incluyendo la “aguja” que tiene por encima del techo. “El diseño del One World Trade Center, según se nos explicó, refuerza su rol como símbolo de resurgimiento en un sitio importante”, indicó el Director Ejecutivo del Comité de Edificios Altos, Antony Wood.

La torre principal del antiguo World Trade Center fue por dos años la más alta del mundo, hasta la construcción de la Torre Sears en Chicago. La nueva edificación será la tercera más alta del planeta al momento de ser finalizada, por detrás del Burj Khalifa en los Emiratos Árabes Unidos, de 828 metros y el Makkak Royal Clock Tower Hotel de Arabia Saudita, de 601 metros.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here