Guillermo Morales
Weitzler

(Emol).- La Superintendencia de Servicios Sanitarios deberá iniciar una investigación para determinar cómo se produjo el contagio en el agua que afectó a gran parte del sector urbano de la comuna de Ovalle, que presentó diversos problemas derivados de un norovirus.

Cementerio Parque Esperanza

Así lo confirmo el seremi de Salud de la Región de Coquimbo, Osvaldo Iribarren, al dar a conocer que han disminuido los contagiados por la contaminación del agua en la zona.

Según señaló radio Cooperativa, este lunes se registró una disminución de atenciones por norovirus en los servicios de urgencia de la atención primaria y del Hospital de Ovalle, ya que sólo 114 personas han asistido con síntomas de dolores abdominales, diarreas y vómitos, con lo que el número de infectados en la comuna llega un total de 2.923.

Iribarren señaló que “de las muestras que se tomó de agua potable, efectivamente son positivas para norovirus. Con eso estamos cerrando absolutamente el círculo, ya sabemos qué pasó, que es un brote epidémico de gastroenteritis y cómo pasó, por una contaminación del agua potable por norovirus y ahora viene el por qué”.

SurNoticias.cl

DEJA UNA RESPUESTA