“Monteverde: una pincelada al pasado” se titula la exposición de pintura  que la Agrupación de Pintores de Angelmó inauguró mediodía en el hall de la sede Puerto Montt de la Universidad Santo Tomás, actividad organizada por las direcciones de Extensión y Formación General de la Casa de Estudios Superiores.

Son 22 cuadros que retratan lo que los artistas plásticos imaginaron de cómo debió haber sido la vida en este sitio arqueológico ubicado a 30 kms. de Puerto Montt, descubierto en el año 1976 y cuyos restos que datan de unos 14 mil años,  echaron por tierra la teoría del poblamiento humano que existía hasta esa fecha.

Para elaborara sus obras, los 11 artistas de esta agrupación se instruyeron con las charlas que les dio el historiador Pablo Fábrega,  quien en esta ocasión también contextualizó la exposición mostrando la importancia de este legado del pasado a los asistentes a la actividad.

“El legado de Monteverde hoy es más conocido en el extranjero que en Puerto Montt y eso es algo que hay que cambiar”, resaltó el encargado de la oficina municipal de patrimonio cultural, tras lo cual exhibió un breve video elaborado por la BBC de Londres que explica cómo este hallazgo dio un giro a lo que se conocía del poblamiento humano en América. Fábrega resumió así el impacto:

“Hasta el año 1997 el mundo aceptaba el paradigma de clovis de los científicos norteamericanos que creían que el poblamiento de nuestro continente ocurrió hace 10 mil años. Con el hallazgo se comprobó que era más antiguo, calculándose unos 20 mil años y posiblemente puede llegar a ser de hasta 40 mil o 50 mil años. También se descubrió que las personas no avanzaron por las estepas de América, sino que por la costa lo que significa un cambio de cultura y forma de vivir muy distinto a lo que se creía que fue y, tercero,  esto implicó que estos pobladores muy inteligentes por lo demás, no eran depredadores o cazadores, sino que recolectores y carroñeros”, dijo.

El historiador también se refirió a la aprobación del Consejo de Monumentos Nacionales a la solicitud elevada por el científico norteamericano Tom Dillehay (el mismo que dirigió las primeras  investigaciones in situ) de retomar las excavaciones en Monteverde, después de 25 años sin que esto ocurriera. “Esta es una gran oportunidad para que Puerto Montt demuestre que su historia no nace hace 160 años con la fundación de la ciudad, sino que surgió hace miles de años, es más, como dice el escritor Ariel Dorfman se puede llegar a decir que la historia de Chile nace en Puerto Montt.  Dada esta importancia es que la municipalidad ha presentado un proyecto al Gobierno regional para la construcción de un museo de nivel mundial que releve la importancia de Monteverde y que esté ubicado en la costanera de la capital regional, para lo cual requerimos que toda la comunidad nos apoye con esta iniciativa”, recalcó.

Respecto a la exhibición de las obras de arte, el rector de la Universidad Santo Tomás, Eugenio Larraín valoró “que la retrospectiva que hacen los artistas de lo que pudo haber ocurrido en la historia de la zona y la provincia de Llanquihue tienen una impronta y un valor diferente, porque sus expresión nos da la idea de cómo vivieron nuestros antepasados”, dijo, a la vez que resaltó que la Universidad siempre tiene las puertas abiertas para las expresiones artísticas y culturales que son parte de la formación de los estudiantes.

Finalmente, en representación del grupo de pintores, Fernando Kuschel comentó que “con esta muestra queremos aportar a difundir la importancia mundial que tiene Monteverde, a través de una mirada crítica y fantasiosa de la realidad de un pasado muy lejano, pero tan vigente en nuestro presente.”

“Monteverde: una pincelada al pasado” estará abierta al público en el hall del edificio de Buena Vecindad 91 de la Universidad Santo Tomás de Puerto Montt, hasta el 18 de octubre.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here