La Corte de Apelaciones de Arica decretó la prisión preventiva de F.S.R., quien el lunes fue formalizado por la Fiscalía Regional por tráfico de drogas, en el marco de una investigación del Ministerio Público que permitió la detención de cuatro funcionarios de la Sección OS-7 de Carabineros de esta ciudad y de dos civiles. Así, el tribunal de alzada revocó la medida cautelar de libertad provisional dictada anteriormente por el Juzgado de Garantía a favor de este imputado.

De esta manera, F.S.R., se suma a los cuatro imputados que ya se encuentran sujetos a la medida cautelar de prisión preventiva. Estos son los funcionarios policiales V.R.H (mayor de carabineros y jefe del OS-7); L.V.S (capitán); y N.G.S (sargento), además del chofer L.G.F. Un cuarto efectivo policial F.V.F., quedó en libertad.

Los seis detenidos fueron formalizados en calidad de autores del delito de tráfico de drogas (en el caso de los carabineros V.R.H; L.V.S; y F.V.F., en grado de reiterado). Por otro lado, los funcionarios policiales V.R.H; L.V.S; y N.G.S., también fueron imputados por asociación ilícita para el tráfico.

Investigación

De acuerdo a los antecedentes expuestos en la audiencia de formalización de la investigación, los funcionarios policiales habrían planificado la internación de dos grandes cargamentos de droga a nuestro país para posteriormente montar procedimientos de incautación flagrantes y con apariencia de legalidad en la frontera. Asimismo, la indagatoria –a cargo de la Fiscal Regional Javiera López- estableció la elaboración de partes policiales falsos y el uso de entregas controladas de droga sin la autorización del Ministerio Público.

La investigación determinó que desde julio del presente año, los funcionarios policiales se concertaron para ingresar importantes cargamentos de droga a nuestro país. Para ello se contactaban con un sujeto que vive en Santa Cruz (Bolivia), con quien coordinaban la cantidad de droga, el sistema de transporte y sus gastos operacionales, así como también captaban a las personas que debían viajar a Chile para recepcionar la mercancía. A ello se suma que actuaban sin la autorización de la Fiscalía y elaboraban partes policiales con antecedentes falsos.

El primero de los procedimientos policiales investigados se registró el pasado 05 de agosto, ocasión en que en el Complejo Fronterizo de Chungará se incautó bajo la apariencia de flagrancia un total de 299 kilos 794 gramos de marihuana, los que estaban ocultos en un camión proveniente de Bolivia. La indagatoria estableció que días antes del operativo, el funcionario policial L.V.S., se contactó con F.A (este último vive en el vecino país y mantenía una orden de detención pendiente por quebrantamiento de condena por tráfico), con quien coordinó el ingreso de droga a nuestro país. Asimismo, ambos contrataron un chofer para el traslado de la mercancía y captaron a otros dos sujetos de nacionalidad boliviana, a quienes enviaron a Santiago a recepcionar el cargamento, siendo detenidos finalmente por personal del OS-7, en el marco de procedimientos ilegales de entrega controlada.

El segundo de los operativos corresponde al registrado el 09 de septiembre, cuando se detectaron 814 kilos de marihuana ocultos en un camión también en el complejo Chungará. Las diligencias de investigación determinaron que los seis imputados coordinaron su traslado e ingreso a Chile. Por este caso, se detuvo en esa oportunidad a 4 personas en Santiago.

“Esta investigación nace de oficio por parte del Ministerio Público, producto de nuestros propios sistemas de control y mecanismos que tenemos para supervisar la labor de fiscales y además de las policías. Se detectó en dos operaciones de tráfico de droga ciertas anomalías que hacían prudente alguno tipo de diligencias de investigación, y a medida que se fue avanzando en ellas se pudo establecer que derechamente estábamos en presencia de hechos que podían constituir delitos, incluyendo a funcionarios públicos. En términos generales, los funcionarios policiales se concertaban con terceras personas, que no eran funcionarios públicos, y quienes actuaban y se identificaban como informantes, pero que no estaban autorizados por el Ministerio Público y por lo tanto no tenían dicha calidad según la legislación. Estas personas preparaban prácticamente todo el tráfico, desde la facilitación de medios; es decir, los camiones, los gastos del viaje, la persona que transportaba la droga y la que venía a Chile a recibirla. Todo esto era preparado en este concierto por los funcionarios públicos y estas personas, quienes actuaban bajo sus instrucciones”, expresó la Fiscal Regional Javiera López.

Respecto de esta investigación liderada por la Fiscal Regional de Arica y Parinacota, Javiera López, que imputa a cuatro funcionarios del OS-7 de Carabineros y dos civiles, pero que además derivó en la apertura de un sumario y suspensión de funciones a un fiscal adjunto, el Fiscal Nacional reiteró el compromiso de la institución de indagar todos los ámbitos de los casos.

“La Fiscalía tiene controles internos y periódicos, tanto en el ámbito administrativo como de las carpetas investigativas. Esto (causa) parte por un control interno de la Fiscalía y va a terminar transparentemente por lo que corresponda en audiencia pública. El fiscal adjunto está suspendido y hasta ahora con una investigación administrativa, no está involucrado en la investigación criminal de los ilícitos de los que podrían ser autores los funcionarios policiales y algunos informantes. Si apareciera algo hay que investigarlo, por ahora el fiscal sólo está imputado de irregularidades administrativas”, dijo Chahuán.

Asimismo, enfatizó que si bien el fiscal adjunto no está formalizado, la Fiscalía está investigando todo.

Consultado por la versión aportada por los funcionarios de Carabineros de que las presuntas irregularidades cometidas habrían sido ordenadas por el fiscal y con el afán de cumplir la metas zonales en términos de tráfico de drogas, el Fiscal Nacional hizo hincapié en que “el alto mando tiene una orientación clara, una cosa es cumplir las metas y otra es cometer irregularidades o algún delito”.
Imputados en libertad

En relación a las seis personas detenidas e imputadas (cuatro de ellos extranjeros) en los dos procedimientos de droga, quienes se encontraban en prisión preventiva, la Fiscal Regional Javiera López explicó que hoy se realizaron audiencias de revisión de medidas cautelares decretándose su libertad inmediata.

“En la mañana (ayer) se realizaron audiencias de revisión de medidas cautelares que nosotros solicitamos respecto de las personas que habían sido detenidas en los dos procedimientos que expusimos en nuestra investigación. Ellos quedaron en libertad ya que los antecedentes fundantes de la prisión preventiva, que son los que el Fiscal expuso en su momento ante el tribunal de garantía, son falsos. Hay una situación que cambia absolutamente el escenario, porque por esta investigación se descubrió que todos los partes policiales y todo lo informado por Carabineros no se ajustaba a la realidad. En este escenario, lo que se plantea al tribunal por parte de la Fiscalía, es que por el principio de objetividad nosotros tenemos que transparentar esta situación para que el tribunal decida si la prisión preventiva subsiste o no”.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here