Con 101 votos a favor y 1 abstención, la Cámara de Diputados aprobó el proyecto que autoriza el uso de camionetas, jeeps y vehículos todo terreno como taxis de pasajeros, en caminos de tierra y ripio.

 

La propuesta apunta a permitir que camionetas y jeeps puedan cumplir la función de taxis en zonas rurales. Para ello, se modifica la definición de taxi que aparece en la Ley de Tránsito, entendiéndolo como un “vehículo motorizado de cuatro ruedas, con capacidad de hasta 9 asientos, excluido el del conductor, tales como automóviles, camionetas doble cabina u otros, destinados públicamente al transporte de personas, de acuerdo a las condiciones y modalidades establecidas en el reglamento”.

 

Se establece además que el conductor de un taxi no podrá trasladar pasajeros en ninguna otra ubicación del vehículo que no sean los asientos de fabrica.

 

Adicionalmente, se establece como infracción o contravención menos grave conducir una camioneta doble cabina destinada al servicio de taxi básico o transporte colectivo, transportando pasajeros en la caja o pick up posterior.

 

La iniciativa fue presentada por los diputados de RN René Manuel García, Germán Becker, José Manuel Edwards, Rosauro Martínez, Alejandro Santana y Germán Verdugo; los independientes Joaquín Godoy y Gaspar Rivas y los ex parlamentarios Mario Bertolino y Frank Sauerbaum, y fue enviada al Senado, a cumplir su segundo trámite constitucional.

Weitzler

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here