Guillermo Morales
Weitzler

(EFE).- Seis fuerzas de seguridad coordinadas y más de un millar de efectivos se encargarán de blindar Buenos Aires para la reunión del Comité Olímpico Internacional (COI), que se celebrará el próximo 7 de septiembre en la capital argentina.

Cementerio Parque Esperanza

Para la cumbre olímpica, que reunirá al menos a cuatro Jefes de Estado y 15 Casas Reales, el Gobierno argentino sancionó un decreto con el que se creó un Comando Unificado que tendrá como máximo responsable al comisario inspector Jorge Luna.

Como parte de este gran operativo se montó un centro de operaciones en la sede de la Policía Federal y un ‘espejo’ en dos habitaciones del hotel Hilton, donde se vigilarán todas las cámaras de seguridad desde la salida del aeropuerto de Ezeiza, el principal de Buenos Aires, hasta las del recinto donde será la sesión del COI.

“No se ahorró en gastos y se utiliza tecnología de última generación con seguimiento satelital por imágenes, equipos de geolocalización y 20 cápsulas de seguridad para el traslado”, explicaron a Efe fuentes de la organización.

El traslado de todas las personalidades se realizará en 31 autos oficiales, 30 autobuses (de 45 pasajeros) y 10 minibuses con un sólo evento fuera del hotel de las sesiones: la apertura en el Teatro Colón.

Desde hace al menos seis meses se está realizando un trabajo coordinado entre la Policía de Seguridad Aeroportuaria, Gendarmería, Prefectura y Policía de la Provincia, Metropolitana y Federal.

Por su parte, la División de Extranjeros y Culto de la Cancillería dispuso una oficina para la recepción de los integrantes de las Casas Reales, Primeros Ministros o Presidentes y otros invitados destacados.

Además, en los aeropuertos internacionales de Ezeiza y Aeroparque de la capital argentina se dispusieron canales de aduana y migraciones para las personalidades que intervendrán en el Congreso.

Para el evento, el Sistema de Atención Médica de Emergencia (SAME) destinó dos helicópteros, un consultorio de alta complejidad en el hotel de la Sesión, un helipuerto y atención privilegiada en el Sanatorio los Arcos y cuatro unidades de traslado.

“Es el evento de seguridad más importante en la Argentina de los últimos 70 años y equivale a dos o tres Cumbres de las Américas, que ya se realizaron en el país”, subrayaron desde la organización.

Con el hotel Hilton de Buenos Aires clausurado desde este sábado para el ingreso de personas ajenas a la Sesión, habrá un estricto control de credenciales y revisión con escáneres y detectores de metales para garantizar la seguridad durante los diez días del evento.

Guillermo Morales

DEJA UNA RESPUESTA