Weitzler
Guillermo Morales

La empresa tecnológica Apple era la niña de los ojos de Wall Street, el centro financiero de Estados Unidos.

Cementerio Parque Esperanza

Fue la primera compañía estadounidense en cotizarse en el mercado por tres trillones de dólares, se precia de ofrecer productos que marcan tendencia y de manejar cantidades de dinero superiores a la economía de algunos países.

Además de tener consumidores tan leales que están dispuestos a acampar durante una noche para ser los primeros en comprar productos de Apple.

Pero en las últimas semanas, la firma californiana ha perdido valor.

Sus acciones han caído en más de 20% desde octubre, afectando la cotización de otras empresas y, en general, la estabilidad del mercado.

El precio de sus acciones es de menos de US$180, pero hace poco estaban en US$230.

¿Qué está pasando?

En septiembre, la empresa develó una nueva línea de productos, pero no está claro si la emoción del momento se está transformando en ventas.

El número de productos vendidos en el cuarto más reciente de 2018 no ha variado mucho.

Y el aumento estimado de entre 0 y 5% anual en las ganancias durante el período festivo (cuando las familias suelen adquirir los dispositivos más recientes), ha decepcionado a los inversionistas, generando una rápida venta de títulos.

Anuncios recientes acerca de los recortes en producción de algunas de las contratistas de la firma también han contribuido a la ansiedad, pese a que estos movimientos son difíciles de interpretar.

La situación se exacerbó con la decisión de Apple de dejar de informar cuántos iPhones, iPads y otros productos se han vendido en cada uno de los cuartos del año, levantando sospechas de que podría estar escondiendo algo.

“La suspensión de la publicación de datos sobre el iPhone fue la gota que derramó el vaso”, dice Daniel Ives, director de la firma de investigación Wedbush Securities.

SurNoticias.cl

DEJA UNA RESPUESTA