Hotel Parque Quilquico
Weitzler
Guillermo Morales
Guillermo Morales

La comunidad rapa nui de la Isla Pascua mantiene sus intenciones de recuperar el singular moai expuesto en el Museo Británico de Londres y ofreció al Reino Unido crear un ejemplar exclusivo de las mismas condiciones para realizar un intercambio.

Cementerio Parque Esperanza

La clave de la propuesta es la importancia ancestral, cultural y espiritual que el moai Hoa Haka Nanai’a (“amigo perdido”, en español) tiene para los habitantes del territorio polinesio.

Así lo confirmó a Efe el ministro de Bienes Nacionales de Chile, Felipe Ward, quien intercede entre la comunidad rapa nui y el Ejecutivo chileno desde que a comienzos de agosto le comunicaran la intención de conseguir la vuelta a casa de ese patrimonio extraído de la isla en el siglo XIX.

“Ellos lo que están pidiendo es que se reconozca su memoria espiritual y ancestral. Cada vez que moría un rapa nui importante de una tribu se construía y se tallaba un moai, y el que está en el Museo Británico representa a una de esas personas”, indicó Ward.

Por este motivo, hace un mes el Gobierno de Chile decidió ponerse a trabajar para hacer llegar a las autoridades británicas la petición de la comunidad de Isla de Pascua, situada a más de 3.000 kilómetros del continente.

Ahora, la comunidad rapa nui ofreció esta suerte de intercambio al museo de Londres con la intención de que el nuevo moai reúna todas las características que tiene el actualmente expuesto.

“La comunidad y el pueblo rapa nui se comprometen a tallar, en esa misma piedra y en un plazo muy breve, por parte de un tallador que es el más importante de los que están vivos actualmente de Rapa Nui, que es Benedicto Tuki, un moai que sea exactamente igual tallado, en la misma piedra, y que va a quedar como embajador de Chile y de Rapa Nui en el Museo Británico”, dijo el ministro.

El moai del Museo Británico es particularmente especial para la comunidad rapa nui porque es el único en el mundo tallado en piedra de basalto (el resto está tallado en piedra volcánica), y además tiene en su espalda esculpidas figuras asociadas al culto del Tangata Manu (“hombre pájaro”).

“Nosotros consideramos que, si no es el más, es uno de los más importantes del mundo y en esa condición es que les estamos solicitando este acto de buena voluntad basado en la importancia que tiene este moai para la etnia rapa nui y en consideración a esta propuesta que estamos haciendo”, afirmó Ward.

Tanto el ministro como la comunidad rapa nui confían en que la propuesta de intercambio suscite interés en las autoridades del museo londinense para mostrarse favorables a la “repatriación” del “amigo perdido”.

En ese sentido, y con el fin de dar cuenta de la importancia de la propuesta, en la Isla de Pascua depositarán toda su confianza en Benedicto Tuki, quien “ha tallado moais en el pasado que han sido solicitados por personas naturales, jurídicas, también por el Gobierno japonés”, dijo el ministro de Bienes Nacionales.

Ward aseveró que Tuki “tiene experiencia en este tema y es reconocido internacionalmente en estas funciones”, por lo que se constituye como “una persona que le entrega absolutas garantías al Museo Británico”.

Si la oferta fructifica, y como un aliciente más al intercambio, el Gobierno de Chile, aclaró Ward, “se hace cargo de la logística de todo lo que implique el traslado del moai de Rapa Nui a Gran Bretaña y el de Gran Bretaña a Rapa Nui”.

Y si aún no fuese suficiente con eso, Rapa Nui propuso, en un carta dirigida al Museo Británico, que los responsables de la exposición viajen de Londres a la isla en mitad del océano Pacífico para constatar los esfuerzos de la comunidad para salvaguardar las condiciones y estado de los más de 900 moais que construyeron sus ancestros.

“Queremos invitarlos formalmente a visitar Rapa Nui y poder conocer en terreno los programas y acciones de manejo y conservación que actualmente desarrolla el pueblo rapa nui al administrar el parque nacional y sus sitios arqueológicos”, indicó la comunidad rapa nui en su misiva.

En ese documento explicaron que el moai fue “sustraído de la isla en el año 1868 (junto a otro moai) por la fragata británica ‘Topaze'”.

“Es por esto que para nosotros es tan importante y simbólico que ambos moais que actualmente están en el Museo (Británico) puedan retornar a su tierra y volver a cuidar a su gente”, resume el mensaje de la Isla de Pascua. EFE

SurNoticias.cl

DEJA UNA RESPUESTA